Ir a la barra de herramientas
Description

El estilo oriental o estilo zen es un estilo que persigue básicamente la simplicidad, la tranquilidad y la armonía en cualquier espacio. Y una forma de lograr todo esto es adaptando la filosofía al diseño de interiores utilizando la menor cantidad posible de recursos para crear espacios ordenados, con líneas sencillas.

La principal característica del estilo zen es descartar la decoración excesiva y tratar de conseguir un punto de equilibrio con pocos elementos, que en su mayoría son naturales.

Por ello, se puede decir que el estilo oriental utiliza los materiales, las formas y los colores para transmitir serenidad, tranquilidad y relajación en un ambiente.

Elementos del estilo oriental (zen)

ambiente zen
Fuente: hogarmania.com

Colores

Los colores básicos del estilo oriental son el blanco y todos los colores neutros como los grises, beiges, lilas, rosas claros, entre otros. Estos colores son utilizados, sobre todo, como base para pintar paredes, techo y pisos, los cuales ayudan a dar amplitud y confort. Se suelen combinar con tonos ocres o tostados.

Asimismo, se pueden incluir colores más vivos como el verde, el marrón o el  rojo, pero única y exclusivamente en los objetos decorativos.

Mobiliario

Los muebles que se pueden incluir en la decoración de interiores oriental o zen deben tener obligatoriamente líneas rectas y simples. No pueden ser altos y en su mayoría están hechos de madera. Aquellos muebles que tengan curvas no van bien con el estilo zen.

Las maderas de colores claros son las ideales para fabricar muebles al estilo zen, aunque también se puede utilizar madera oscura si el resto de los elementos decorativos son de tonos claros.

Para resaltar el mobiliario en general, es importante jugar con la iluminación de forma indirecta. Con este efecto se logra crear un ambiente de relajación y meditación.

sala zen
Fuente: esmadeco.com

Iluminación en el estilo oriental

Uno de los elementos que define el estilo zen es la iluminación. Casi tan importante como la inclusión tan particular del mobiliario. La misma debe ser tanto natural como artificial, y se deben combinar cuidadosamente para lograr una armonía perfecta.

Con respecto a la luz natural esta crea ambientes más saludables y estéticamente atractivos. Es importante que las estancias tengan ventanas grandes para que entre la mayor cantidad de luz posible. Pero, también es muy importante incorporar cortinas elaboradas con materiales suaves como el acrílico para que atenúe un poco la luz, pero a la vez permita el paso de la misma.

En cuanto a la iluminación artificial, hay que olvidarse un poco de las lámparas y sustituirlas por velas con aromas. En este sentido, la iluminación debe ser baja y muy suave para crear un ambiente íntimo. La ubicación y la orientación de las mismas permitirán dar relevancia a ciertos espacios o rincones del hogar.

En caso de no poder sustituir las lámparas, se pueden incluir algunas de mesa pero que no proporcionen luz directa.

Formas

En este estilo triunfan las líneas rectas, las formas naturales y ordenadas. Se destacan las líneas simples y minimalistas, muy lejos de toda ornamentación excesiva. Con este tipo de formas se lograra un equilibrio y simetría impresionante.

hogar oriental
Fuente: casaydiseño.com

Materiales

Entre los materiales del estilo zen que predominan tenemos los tejidos naturales en su gran mayoría, como la madera en color natural, el algodón para las mantas o edredones, la piedra para adornar las paredes, etc.

En el caso de baños y cocinas se prefiere la piedra antes que cualquier otro material. Los pisos de madera clara por ejemplo en haya son los preferidos antes que los pisos oscuros.

Accesorios y complementos en el estilo oriental

En la decoración oriental o zen  los accesorios son muy escasos, por lo que hay que saber elegir los necesarios para no sobrecargar el espacio.

A continuación te daremos una pequeña guía sobre que se complementos se pueden integrar para conseguir una decoración perfecta al estilo oriental:

Para las paredes se puede optar por cuadros con dibujos geométricos con marco en color ocre o negro.

Para adornar un rincón o una mesita se puede incluir un lindo jarron de cristal con elementos naturales como piedras, arena o plantas.

Aquellos adornos de la cultura budista van muy bien con este estilo.

En el salón principal, se puede optar por instalar una chimenea para introducir el elemento fuego, tan importan en la cultura zen.

salon al estilo zen
Fuente: losandes.com.ar

Como planta principal es importante integrar un bambú, planta preferida de la cultura oriental. Se puede utilizar los palos de bambú para decorar las paredes o, también para realizar una especie de pared que separe los espacios.

Otro complemento importante son las piedras, se pueden colocar algunas en el piso o formar un jardín zen con piedras y arena en una esquina de la estancia.

Asimismo, se puede crear una rinconcito especial incluyendo una alfombra de lana y unos cuantos cojines que hagan juego.

¿Te animarías a decorar al estilo oriental, después de todas las ideas que te hemos dado?

Related Posts

Cuando hablamos de plantas decorativas, es inevitable pensar en que son una pieza fundamental para ...
Yeniret
5 noviembre, 2019
Las alfombras o alfombrillas son elementos que nos ayuda a complementar muy bien la decoración de ...
Yeniret
5 noviembre, 2019
Los tapetes son artículos decorativos hechos de diversos materiales y con diferentes técnicas. Es ...
Yeniret
29 octubre, 2019